CORTIJO DE L A SIERRA

cortijo en la provincia de Cádiz, partido judicial y término jurisd. de Jerez de la Frontera

GRAZALEMA

v. con ayuntamiento, c á b . del partido judicial de su nombre en la provincia*de Cádiz, ( 1 7 3/4 leg.;, adm. de rentas de Jerez de la Frontera ( 1 2 ) , diócesis de Málaga ( 1 7 1/2); audiencia terr. y ciudad g. de Sevilla ,’16 1/2). S I T . en el camino de Ronda á Cádiz en una ladera peudiente, en lo hondo del estremo de la sierra de su nombre, con libre ventilación y CUMA sano, aunque algo frió , respecto al general de la provincia Forman la roBL. unas 2,000 CASAS de mediana construcción, entre ellas la de la municipalidad, repartidas en diversas calles y una plaza llamada de la Constitución , sir. en el centro con 110 pies de long. y 70 de lat., en medio de la cual se ha formado una alameda circunvalada de asientos interpuestos de varias flores y otras plantas aromáticas que hacen el local muy delicioso y recreativo. Tiene 4 escuelas de primeras letras, una de ellas de enseñanza gratuita, á la que concurren ordinariamente 50 niños pobres, cuya dotación al preceptor de 12 reales diarios son pagados del fondo del común ; 3 academias de niñas á quienes se instruye en las labores de su sexo después de leer y escribir, y una cátedra de gramática y moral dotada ventajosamente para el surtido del pueblo hay cinco fuentes de buenas aguas , srr. aquellas en puntos proporcionados. Cuenta una iglesia parr. de término (Ntra. Sra. d; la Encarnación) servida por un cura , dos beneficiados de real presentación en previo concurso, dos tenientes y hasta 35 eclesiásticos con otros varios dependientes el templo es de construcción gótica y de notable solidez ; ffctá dividido en 3 naves bovedadas de 26 varas de elevación , 55 de long. y 24 de lat. El coro colocado en el presbiterio con buena sillería de nogal; el altar mayor en medio con un hermoso tabernáculo que seeleva sobre o columnas los 10 altares con retablos de mas ó menos méiito , forman en todo un conjunto magestuoso y adecuado á la escelsitud del local, en el cual se celebran todos los actos religiosos con la gravedad que requieren y con la suntuosidad que presta el crecido número de eclesiásticos que están á su servicio. Al 0 . y casi á la salida del pueblo vése otra iglesia muy parecida á la anterior en su figura con un hospicio anejo, perteneciente en otro tiempo á Carmelitas descalzos  ademas hay 4 ermitas dentro y fuera de la v . , cuyo orden artístico no ofrece cosa notable si se esceptua la titulada de la Aurora , de figura ovalada á manera d i anfite.itro, toda de piedra de sillería, y tan fuerte, que pudo inspirar valor para encerrarse en ella á varias personas, qu»; hostilizando á los franceses , lograron burlarse de ellos defendiendo ala vez las casas inmediatas. El cementerio sir. vtn’aj isamente en nada perjudica á la salud pública. El I’CRM. cernina al N. con el de Zara  E. limites de la provincia de Málaga, en cuyo estremo están los de Ronda y Montejaqtie; S. Villaluenga de! Rosario; y 0 . El Rosque; todo él es común á los pueblos de Ubrique, Vidaluenga y Benaocaz, por pertenecer los 4 en sen. al duque de Arcos; los pastos e aprovechan indistintamente por sus ganados, especialmente el cerdoso, por la mucha abundancia de bellotas que sus montes producen; riégalo en pártelas aguas que bajan del futrió del Boyal, las que pasando por las inmediaciones de la v. se aumentan con otras y forman el r. Guadalete (V.), habiendo impulsado antes diferentes batanes y molinos harineros por todo este térra, se vui diseminados unos 30 lagares, cuyos edificios mas bien ofrecen la idea de una bonita quinta ó casa de recreo que no el de establecimientos de especulación.

El TERM. en su mayor parte es montuoso, entrecortado de sierra y pedregoso , y ciertamente nada produciría sin la constante laboriosidad de sus vecinos que de continuo lo trabajan y mejoran ; en cambio abundan las encinas , algarrobos , monte bajo y pastos qe se aprovechan en nulidad de los ganados. Los CAMINOS conducen á Ronda , Cádiz, Sevilla y pueblos de la sierra su estado fácil es comprender teniendo en cuenta la naturaleza del país. La CORRESPONDENCIA se recibe de la adm. de Ronda 3 veces en la semana, traída por balijero. I N D .  es ciertamente la v. de que nos ocupamos uno de los pueblos mas manufactureros de la provincia sus veciudad, casi todos se ocupan en la elaboración de paños de laclase de los diez y seis y diez y óchenos, bayetas, y ceñidores, consumiendo unas 30,000 a. de lana en el tejido de estas manufacturas , ascendiendo anualmente el número de piezas de pañoá 4,060 y á 2,500 las de bayeta de color pajizo y de castaña; hay otras fáb. con máquinas de cardar, hiíar y tundir; diferentes de tintes ; varios batanes; dos calderas de jabón; una de curtidos y otra de cordobán, en cyos artefactos se ocupan unas 4,000 personas, COMERCIO esportacion de lodos l o s géneros que s e elaboran para Cádiz, Sevilla , diferentes puntos de Andalucía y otras provincia; é importación de .cereales y otros diversos artículos de comer.

TROD.  trigo .cebada , garbanzos y oirás semillas aunque en pequeña cui’i lad; en las huertas s e crian hortalizas y sabrosas frutas; en 3 pagos d e viñas s e recolecía mucha uva con l a que s e hace bastante v i n o ; hay ganado lanar, vacuno, yeguar, p- ro en mayor número cerdoso, y ca/.a de conejos y perdices. roBL.  1,850 veciudad, 8888 alúa, RIQUEZA IMPONIBLE 1 5 6 , 8 7 3 reales El PRESUPUESTO MUNICIPAL asciende á 65,000 real e s , los cuales s e cubren con el producto de los arrendamientos de monte de encina y tierras d e labor que importan igual cantidad.

GRAZALEMA

partido judicial de ascenso en la provincia de Cádiz, compuesto de 5 pueblos que forman otros tantos ayuntamiento, cuyas distancias entre sí, la que media á la cap. déla provincia, diócesis, audiencia terr. , ciudad g, y la corle, es la siguiente (Ver en el original)

SITUACIÓN V LIMITES. Se encuentra enclavado en la serranía de Ronda , en el confín NE. de la provincia, gozando de un clima sano, siendo las enfermedades mas frecuentes los catarros y calenturas intermitentes. Confina al N. con el partido

judicial de 01 vera; al E. con el de Gaucin (provincia de Málaga); por el S . con el de San Roque y Medina Sidonia , y al O. por el límite de su provincia con la de Málaga y partido de Ronda. Su figura es la de un cuadrilongo casi perfecto, teniendo su mayor estension de N. á S como unas 7 leg., y de E. á O. 4 .

MONTES Y sus ACCIDENTES. Casi toda la superficie de este partido se encuentra interrumpida por las altas sierras que en él descuellan, y por las cordilleras que en distintas direcciones y desprendidas de aquellas se ramifican por diversos parages.

La de Ubrique es desde luego una de las mas notables de este país, la cual lo atraviesa en dos partes casi iguales, corriendo en dirección SO. á NE., y prolongándose ai S. se enlaza con la sierra de los Gazules; forma también cordillera con la de Benaocaz, y otra que lleva el nombre de la v. cabecera del parí, ó del Piñal, en cuyo punto se encuentra el famoso cerro de San Cristóbal , por el pico asi denominado, que aunque no es el mas alto de ella, se hace el mas reparable por su figura ; la de Ubrique y Benaocaz se unen perfectamente por el puerto del Boyar, que cruza el camino de Cádiz, y del cual arranca la garganta, en cuya honda es tremidad inferior se estiende Graza’ema sobre una ladera pendiente.

Todas estas sierras crian muchas encinas y algarrobos, chaparros y monte bajo, especialmente en sus faldas, como sucede en la del Piñal, pues en el centro siempre está cubierta de nieve que se recoge en 3 pozos que surten á varios ptie blos; ademas presentan en su superficie muestras de carbón de piedra, de Diritas ferruginosas, de alcohol plomizo y de azufre, especialmente en los lérm. de Benaocaz, mas creemos que no se han practicado catas ni escavaciones para sondear el terr.; en otros puntos, y muy particularmente en jurisd.

de El Bosque, se hallan Canteras de piedra jaspe encarnado, blanco, negro y una mina de azufre que no se espióla.

Ríos Y ARROYOS. Corren por estas sierras algunos de los primeros é infinitos de los segundos. Es el mas notable el r. Guadalele, cuyo origen, curso y demis circunstancias pue den verse en su art. respectivo en la sierra de Ubrique toma su origen el Horgarganla , cuyas particularidades igualmente dejamos descritas en s*v srtSHtó especial. Al pie de la ele vada sierra de Grazalema que también se le conoce por la de San Cristóbal y sitio de la pequeña ald. de Benamahoma , se forma un nacimiento muy copioso qoc á la 1 / 2 leg. hacia el O. pasando por el Bosque, toma el nombre de r. de dicha v., el cual después de haberle confluido el Tabisna, que tiene también su origen en dicho término, reuniéndose con el de Ubrique formando el Mnjaceile que. va á desaguar en el Guadalele, trazan el limite O. del partido de que nos ocupamos basta llegar al camino de Medina-Sidonia} en donde demarca el límite N. de este otro partido. El riachuelo de Algodonales corre también un buen espacio uniéndose al Guadalele.

Todos estos r., si bien no sonde gran consideración, se aprovechan sus aguas en el riego de diferentes terr. en los pueblos por donde pasan , asi como las sobrantes impulsan varios molinos harineros y otros artefactos. Proljo seria enumerar los ramblizos y manantiales que en todas direcciones se encuentran , tales como los arroyos de Almojar, el Hondo, Parrales, Teja, Barranco del Sacristán y el del Padre Beneficio , cuyas circunstancias notables las reseñamos en sus correspondientes descripciones en el lérm. del Bosque, so encuentra una fáb. de sal de agua, conocida con el nombre de Horlales, y en el de Ubrique 2 nacimientos sulfúreos muy medicinales, cuyas aguas las usan porción de gentes que do Jerez, Cádiz y otros puntos concorren ; son escelentes para estirpar las enfermedades cutáneas y las crónicas del hígado, asi como otras fuentes herrumbrosas, cuyos buenos efectos se han esperimentado.

TERRENO, SU CALIDAD Y CIRCUNSTANCIAS. ES casi todo montuoso y por algunas parles improductivo, si bien en otras muchas se presta ventajosamente al cultivo; contieno mucha parte de riego, aunque en lo general es de secano, y en los sitios por donde las sierras han formado cañadas de mas ó menos estension y en los llanos donde las aguas tienen salida por medio de canales ó acequias, las producciones son muy abundantes y variadas.

CAMINOS. Conocida la naturaleza del pais, fácil será comprender la disposición de sus caminos; uno de ellos es el que desde Puerto Serrano entra en el partido con dirección de N. á S., y corta la sierra de Ubrique en dirección de Jimena; o!ro viene desde Ronda y pasando por Grazalema se dirige á Medina-Sidonia cruzando por el partido de Arcos; hay otros varios de lravesa que comunican ecu los pueblos limítrofes , en su mayor parte de herradura.

PRODUCCIONES. Trigo, cebada, maiz, aceile, garbanzos, habas, diferentes legumbres, hortalizas y frutas muy sabrosas de diversas clases; en los montes abundan las yerbas que las aprovecha el ganado de ledas clases que en el partido

se cria, y mucha bellota con la que se ceba el ganado cerdoso ; abunda la caza menor como perdices, conejos y liebres, y no faltan corzos y muchos animales dañinos.

INDUSTRIA. La principal de este partido es la agrícola y la cria del ganado ; s»n embargo en Grazalema existen algunas fáb. de que hemos hecho mérilo en el art. de la v.; en Benaocaz hay otra de panos, de que hablamos en su art. (V.); en Ubrique existen 4 tejedores de paños bastos, 1 2 telares de jerga, 4 lenerias de curtidos, 3 fáb. de jabón blando y 2 de cola, aunque todas en decadencia; ademas hay por todo el partido porción de molinos harineros y otros de aceite.

COMERCIO. Existen en lodos los pueblos del partido tiendas de abacería, y oirás de quincalla con varios art. de seda , algodón y lana, cuyos géneros, asi como otros de primera necesidad , se importan de Sevilla, Ronda , Málaga y diferentes puntos de Andalucía ; la esportacion está circunscrita á los frutos sobrantes del pais que se llevan á diversos pueblos.

ESTADÍSTICA CRIMINAL. LOS acusados en este partido judicial en el año de 1843 fueron 4 9 , de los que resultaron absueltos de la instancia 4 , libremente 3 , penados presentes 3 2 , contumaces 1 0 , reincidentes en el mismo delito 2 y en otros diferentes 1 1  de los procesados uno contaba de 1 0 a 2 0 años de edad, 33 de 2 0 á 4 0 y 1 5 de 4 0 en adelante ; 4 8 eran hombres y una muger; 2 1 solteros y 2 0 casados ; 2 5 sabían leer y escribir, y 1 6 carecían de toda instrucción , uno ejercía arte liberal y 4 4 artes mecánicas  de 8 de los acusados se ignora el estado y la instrucción, y de 4 el ejercicio.

En el mismo periodo se perpetraron 1 8 delitos de homicidio y de heridas 2 con armas de fuego de uso lícito y uno de ilícito; 1 2 con armas blancas permitidas y 3 con instrumentos contundentes. Concluimos con el siguiente (Ver en el original)

GRANJA (LA)

quinta de recreo en la provincia de Cádiz, partido judicial y término jurisd. de Jerez.

GRADERA (LA)

cortijo en la provincia de Cádiz , partido judicial y térin. jurisd. da Jerez. (V.)

GRADERUELA (LA)

cortijo en la provincia de Cádiz, partido judicial y término jurisd. de Jerez. (V.

GORDILLA

deh. en la provincia de Cádiz, partido judicial y término jujisd, de Jerez. Es muy abundante de alcornoques, agracejos y guchigos, y está bastante^cubierla de monte bajo.

GIGONZA

cas. y baños minerales en la provincia de Cádiz, partido judicial y temí, jurisd. de Jerez (V.).

GIBRALTAR (ESTRECHO DE)

cuando en el art. de Cádiz describimos toda la parle de costa que comprende dicha provincia, ofrecimos al llegar al cabo de Trafalgar ocuparnos por separado en un art. que llevase el epígrafe con que encabezamos este, de cuantas circunstancias y accidentes creyésemos necesarios y útiles , á fin de dar á conocer un punto tan notable de nuestras costas; entonces reseñamos nada mas los bajos, ensenadas, cabos, torres y puntas que se encuentran desde el de Trafalgar hasta la bahia de Algeciras ó de Gibraltar; ahora nos toca presentar con la mayor estension posible una noticia exacta de esta parle de nuestro terr.; mas como en materia tan delicada podríamos esponernos á equivocaciones que por insignificantes que parezcan siempre son notables , como cualquiera que se cometa en las dc-scricioues marítimas, hemos preferido como mas conveniente sujetarnos en un todo á las noticias que nos presta el derrotero de las costas de España, por el brigadier D. Vicente Tofiño, las cuales se encuentran enteramente conformes con los numerosos datos y apuntes que obran en la redacción que hemos cousultado y confrontado detenidamente.

COSTA DE EUROPA. El cabo de Trafalgar, lo mas NO. del Estrecho de Gibraltar, se halla en latitud de 36° 10′ 3 0 » y en long. E. de Cádiz de 00* 16′ 2 0 » ; es bajo, de tierra quebrada, saliente con una torre de vigia cerca de su estremo, la que eslá justamente al N. 12″ 25′ O. del punto que baña el mar del cabo Espartel; al S. 34″ 3 0 ‘ E. del cabo Roche; al S. 56° 55’ O. del punto mas alto abarrancando del alto de Meca mas próximo y al N. 62* 2 5 ‘ O., 10 millas del punto mas saliente del cabo de Piala. Como 2 / 3 de milla largas al N. 78″ E. de la torre del cabo, se encuentra un caleton con playa y algunas piedras por fuera, al cual nombran el Baradero de Meca. Está cerca de un barranco colorado, y frente de él se puede fondear por las brazas que se quieran, con fondo limpio y con aguada en la costa, abrigados los vientos NO., N. y NE. Cerca y mas al E. están los altos de Meca que los forma una sierra de regular elevación dividida en dos; el mas occidental y cercano á la torre del cabo se halla al N. 57″ 9’ E. de ella; al N. 47″ 2 5 ‘ E. del frontón del cabo; al S. 46″ 3 0 ‘ E. del de Roche; al S. 12″ 4 0 ‘ O. de Medina; al N. 64″ 2 5 ‘ O . de la Torre nueva que está sobre el alto de Meca mas oriental; al N. 6 0 ‘ O. del punto superior de sierra Bullones y al N. 62″ 3 0 ‘ del cabo de Plata. Este y el Trafalgar forman la ensenada de Barbate, en cuyo centro hay un buen fondeadero con las brazas que se quieran calar frente de un barranco blanco que hay al E. del r. del mismo nombre, el cual tiene su entrada, que es muy estrecha, á lo largo de la costa, y en pleamar 15 pies de fondo. A la parte NE. de su entrada hay un placer de arena que tendrá de largo medio cable; evitándolo no hay mas que ir para dentro y dar fondo inmediato á la costa del O. en 4 ó 6 brazas. Al SO. de la boca del r. hay un arrecife de 7 á 10 pies de fondo tendido de EO. el espacio de 1 milla larga.

La punta y torre de Sara, que es la NO. de la ensenada del mismo nombre, está 7 millas y 6 / 1 0 del cabo de Trafalgar al S. 77″ E.; es de mediana altura, pero se eleva de pronto á formar una montaña en cuya eminencia hay 2 edificios.

La ensenada es cómoda y con buenos tiempos, propia para embarcaciones menores; la parte SE. de esta ensenada la forma el Camarinal, que es una punta baja, saliente, con piedras que es menester darlas 1/4 de leg. de resguardo ; la punta es de mediana altura con una torre de vigia. Entre esta punta y la del cabo de Plata hay ensenada cou playa donde se puede dar fondo y estar al abrigo del viento E. y NE. por 8 á lo brazas, con toda clase de embarcaciones y con cabo en tierra, atentos siempre á la mutación del viento, pues con el tercer cuadrante no hay rebasadero. El cabo de Plata desciende de la montaña del mismo nombre, declinando insensiblemente hasta su punta, y por la misma razón se manifiesta bien saliente con algunas piedras. Al S. 72″ E. del cabo precitado 4 y 1/4 millas se encuentra la torre y punta Paloma cercada de grandes y bajas piedras  entre ambos puños se halla la ensenada de Bolonia con el Saco del y 1/2 milla, tbuen fondeadero y abrigo para toda clase de embarcaciones por el fondo que se quiera á medio tiro de cañón de la costa, no habiendo que dar mas resguardo que á las puntas del Cara arinal y cabo de Plata. Al S. 87″ E. 3 1/4 millas de la punta Paloma vése la punta y torre de la Peña; ambas forman la ensenada de Valdebaqueros con abrigo y anclage para embarcaciones menores. Próximo á la punta E. de la de Paloma está la punta y arroyo del Puerco, que es un caletoncillo entre 2 arrecifes en el que solo pueden entrar buques pequeños  de la ensenada de Bolonia á la de Valdebaqueros se estiende la sierra de San Mateo, con varios manchones grandes de arena blanca, yendo descendiendo desde su cumbre la punta Paloma.

Al S. 43″ 2 5 ‘ E. de la torre de la Peña 3 y 1/3 millas, (pospuesta la cuchillada de Cires en la costa de África), está la ermita de Santa Catalina sobre un montecito unido á la costa por un médano de arena blanca y bajo, de modo que parece aislado viéndolo en esta dirección; este montecitlo, que es el estremo O. de la ensenada en que se asienta Tarifa y la torre citada, forman otra mayor que nombran los Lances de Tarifa, en cuya estension que es una vega de agradable vista está el r. Salado; en todo el espacio de mar que comprenden los precitados Lances de Tarifa se puede anclar por cualquier embarcación por el agua que acomode y estar abrigados de los vientos del N. al E . , pero vigilantes á dejar el fondeadero al menor indicio de variación.

Al S. 62° 2 5 ‘ E. del cabo do Plata 11 millas , y al S. 12″ O. de la espresada ermita de Sta. Catalina como 5 y 1/2 décimos de milla se encuentra la torre de la isla Tarifa ; esta isla es pequeña, redonda, igual, baja por su parte SE. donde está la torre con linterna (‘) y mas alta por la del NO. Esta parte se halla unida al continente por un arrecife que sale al S. de la precitada ermita, cuya estension es poco mas de cable y medio. La isla es sumamente limpia y hondable por toda su parte de fuera, si se esceptúa una piedra chiquita nombrada Marroqui, cubierta á veces con el mar, que dista solo medio tiro de fusil de la isla á la parle SO. de la torre; sin embargo, el acercarse yendo del occidente se hace peligroso á causa de unos bajos que están á su parte del O., de los euales nos haremos cargo después. Al NO. de Tarifa , cerca de la playa y al E. de la sierra de San Mateo, está otra de hechura regular nombrada la sierra de Enmedio, á cuyo pie se halla sobre una peña elevada 8 4 escalones la citada torre de la Peña. Visla esta sierra por su parte del SO. quedará la torre á la der. ó mas al E. que su cumbre, y justamente por la medianía de esta dist. se manifiesta en la misma sierra un picacho regularmente notable pues no hay otro; al mismo tiempo que la sierra de Enmedio queda como al NE. se verá otra á su espalda mas alta é igual, notándose en su cumbre dos mogoncillos ó picachos juntos; esta sierra se nombra de Ntra. Sra. de la Luz, por una iglesia con esta advocación que está al N. de la Vega del Salado. Como á 1 milla de la punta de Sta. Catalina al ENE. 1/i E. está la de Camorro, alta, gruesa y pendiente, y entre ambas la ciudad de Tarifa á orilla del mar y á la falda del monte Cabrito; entre la isla y la ciudad fondean las embarcaciones menores y se hallan abrigadas de los vientos del SO. por el NO. hasta el NE., pero se hace preciso vararlas con los otros con un caletoncillo que se encuen tra en dirección E. de la ciudad; las embarcaciones grandes pueden fondear con buenos vientos por 7 á 10 brazas al ENE.

de la isla enfrente de la puerta del mar. Al N. 04° 5 0 ‘ E. de la isla ya enunciada 3 1/2 millas, se ve la punta de Canales con torre y 2 islotes muy próximos á la costa, y de esta punta al N. 60° E. 1 y 1/4 milla esta la punta Guadalmesi, alta, poco saliente y tajada; tiene una torre de vigía y á su parte N. y E. hay un caletoncillo con r. del mismo nombr y muchas huertas en la cañada la costa que va hacia el cast. del Tolmo formando ensenada es de playa de lastre.

Al N. 74″ E. 2 2 / 3 de la punta Guadalmesi está la oriental de Acebuche pareja y poeo saliente ; de esta á corta dist. al N. 80″ O. se halla la occidental del mismo nombre, ambas cercadas de piedras que velan, poco salientes, y al N. 69″ O. de esta, como 1 milla escasa, la ensenada del Tolmo con un cast. para su resguardo; en ella hay un buen fondeadero para embarcaciones chicas, con abrigo de los vientos desde el E. por el N. hasta el NO. por fondo de 6 á 8 brazas, buen tenedero.

Sigue la punta del Fraile al N. 65° 30’ E., como 1 milla de la del Acebuche, que desciende de una grande al • tura con una torre de vigia en la medianía del descenso; la espresada punta tiene á su inmediación un islotillo y varias piedras al contorno; á la parte E. y N. de la misma se halla Cala Arena con fondo de 2 á 3 brazas y abrigo de los vientos O. al N. para embarcaciones chicas, con un cast. para su defensa.

Al N. 47″ E. de la punta del Fraile, 2 millas escasas, está lo mas meridional de la punta del Carnero, anteponiendo la isla de las Palomas y otras que anotaremos. Al O., como 1/3 milla de la citada punta, se encuentra otra conocida por Secreta, y entre abra la cala del mismo nombre con abrigo para pescadores. El estremo de la punta que baña el mar está al S. 14° 2 2 ‘ O. de la iglesia de San Roque; al S. 50″ 10′ O. de la vigia del monte de Gibraltar; al S. 64° 55’ O. de la punta de Europa ; al N. 30″ 3 2 ‘ O. del Acho de la Almina de Ceuta, y al N. 30° 3 2 ‘ O. de lo mas alto de la sierra Bullones. Al S. 35″ O. de la punta del Carnero, 3 / 4 de milla, está lo mas oriental déla isla de las Palomas, baja y quebrada á su parte del NO. como un cable las Cabrillas, que son otras dos chicas y rasas, y al O. de estas 1 1/2 cables, 7 piedras qu velan y algunas cubiertas. Al S. 9″ O. de la punta del Care ñero, 1 1/6 de milla, se encuentra el bajo de la Perla, sobre el que se hallan de 2 y 1/2 á 4 brazas piedra y á 2 cumplidoa de navio, asi por su parte de tierra como por la de afuers hay de 7 á 10 brazas, fondo que se encuentra por todo el canal de entre el bajo y la costa.

Desde la cima del bajo demoran La punta oriental de Acebuche í S. 7o° O. La torre del Fraile O. Medianía de la isla de las Palomas N. 30* O. La torre de Punta Carnero. . . . . . . . . N. Io 30’ E. San Roque antepuesto enfilando un pedrusco que está por fuera y cerca de la punta del Carnero, que es el mas alto y siempre vela. N. 14* E. El asta de bandera de la punta de Europa. . N. 52 E. El Acho de la Almina de Ceuta S. 45° 3 0 ‘ E. Las enfilaciones que se pueden aplicar para conocimianlo de la posición de este bajo son ; el pedrusco citado de la punta de Carnero enfilado con la medianía de la punta de San Roque ; el estremo E. de la isla de las Palomas que es el mas alto empezando desde aquella punta, que entonces quedara la torre de Guadalmesi como el cumplido de un navio descubierta la punta oriental del Acebuche, que es la oriental de la ensenada del Tolmo ; por último se tendrá rebasado el bajo de la Perla yendo de O. á entrar en la bahia de Algeciras ó Gibraltar , siempre que se descubra la ciudad de San Roque por las piedras salientes de la punta de Carnero , que será cuando esta demore entre el N. y N. 1/4 NE., pero sin haber cerrado las puntas de Carneroy GuadalmesL. San Roque será bien conocido por ocupar la eminencia de un montecito, en cuyas cercanías no hay otro con población con quien pueda equi • voearse.

COSTA DE ÁFRICA.. Descrita ya la de Europa en toda la linea que comprende el Estrecho, vamos á hacerlo ahora de las de África, que empieza en el cabo Esparte!, el cual está en lat. de 35° 47’ 40″ y long. de 0 0 ‘ 2 2 ‘ 15″; este cabo es el estremo SO. del Estrecho de Gibraltar y se halla justamente al S. 11″ 49′ E. de la torre del cabo Trafalgar, y al S. 50″ 22′ O. de la isla de Tarifa; es de mas que mediana altura; su remate mirado de cerca por la parte O. parece amogetado y sus tiendas altas una tienda de galera ; el cabo es limpio con algunos pedruscos á su inmediación que se pueden atacar cuando se quiera. Desde el cabo á la punta de Tánger que dista 5 3 / 4 milla al E. es k costa alta, limpia y un retropoco saliente á los 2 puntos, sin playa hasta la ensenada y r. de los Judíos, que está 1 milla al O. d e la punta ; 2 1/3 al E. del cabo hay un islotillo pequeño pegado á tierra que nombran el Erailecito. Al N. 60″ E. d e la punta de Tánger 3 millas, está la d e Malabata, saliente y gruesa, entre las cuales s e forma la bahia de Tánger con el saco como 1 1 / 2 milla y fondeadero cómodo para cualquiera embarcación por 10 á 13 brazas arena frente á l a ciudad, precaviéndose de u n bajo que está en el fondo d e la ensenada al S. 87″ E. d e la punta de aquel nombre y al S. 30° N. de la de Malabata. Para esto asi se procurará enfilar esta última punta con la de Europa y bajo de dicha en fijación s e fondeará en el paraje espresado amarrándose NO. SE. con el ajuste á aquella parte; una y otra tienen arrecife , particularmente la de Tánger que sale fuera como 2 cables d e dist. y por todas s u s cercanías e s e l fondo cascajoso y de piedrecitas ; e l de O. la d e Malabata no e s tan saliente y s e dirige al N. En las inmediaciones de esta última punta hay una piedra con 18 pies d e agua sobre la que se revienta el mar con los fuertes temporales del SE. al SO.; dicha reventazón fué arrumbada varias veces desde la casaconsu lar de España en Tánger y forma con la punta Malabata un ángulo de 60″ 30’ y s u situado con respecto á dicha punta e s al N. 25″ O. dist. poco mas de 4/10 de milla. Nueve y media al N. 75″ E. de Malabata está la de Alcázar , alta y escarpada , con restinga, en cuyo intermedio están la Cala Baca y Cala Grande con fondeaderos para una calma por 10 á 20 brazas , que s e estará cerca de tierra. Al N. 26″ O. d e la punta E. de Cala Baca dist. 1/3 de milla , hay otro bajo con 11 brazas d e agua en s u inmediación y parle SO. Al N. 18″ O. de la punta de O. de Cala Grande , dist. de dicha punta l milla , hay otro bajo con 5 brazas d e agua encima, el cual fué visto en 1 8 0 3 . Al N. 85″ E. de la punta d e Alcázar, dist. 2 millas s e encuentra la de Sainar, baja y saliente con islotillos á s u inmediación ; la e n senada de Alcázar s e forma entre estas 2 puntas con playas de arena y fondeadero en necesidad , por 15 á 20 brazas. Una milla E. de la punta de Sainar encuéntrase la ensenada de su nombre, de la cual corre la costa con varias puntillas de piedra 3 1/2 millas de dist. al N. 35″ E. hasta el islote saliente de punta deCires, que se#vanza de ella como 2 cables al N. 1″ 3 7 ‘ O . , mediante otro mas alto y varios chiquitos, todos limpios. Este islote mas saliente está al S. 49″ 18’E. de la torre de la isla de Tarifa; al S. 15″ 15′ O. de la punta del Carnero y alS. 29″ 8’ O. de la de Europa. La punta de Gires es baja y va alteando con igualdad hasta una montaña esquinada bien notable , que dicen el Cuchillo de Cires. Al E. del citado islote 3 / 4 milla, está la punta Lanchones, alta, grue- &a y escarpada con pedruseos próximos á su pie; entre estos 2 puntos se forma la ensenada de Gires como 1/2 milla de Saco y playa en él, donde en caso de necesidad se puede fondear por 16 brazas. Media milla al NE. 1/4 N. de la punta de Lanchenes está la de Cruces , menos alta, mas pareja y poco saliente con terr. un poco escarpado. Al S. 74″ E. déla punía de Cruces, 1 milla escasa, se halla el frontón de Almanza, alto y cortado á pique, entre cuyos puntos está la ensenada del mismo nombre con una playa pequeña.

Al N. 76″ E. del frontón de Almanza corren la parte mas N. de la isla del Perejil y de la punta Leona , aquella á dist. de 3 4 de milla y está á la de 1 1/2. La espresada isla hállase situado al pie de Sierra Bullones, cuya montaña es inaccesible y escesivamente alta, impracticable por la parte del N. Se eleva sobre el nivel del mar la citada isla 7 2 varas y 1 / 3 , toda de piedra y cubierta de arbustos; su figura es casi triangular y su circunferencia de 2 , 2 0 0 varas formando un canal con la costa de 3 3 0 varas de ancho con muchas brazas de fondo sobre arena, piedra y arena piedra , encontrándose de 14 brazas hasta 20 en sus 2 estremos del E. y O. y por su medianía 6 , 5 y 4 brazas , igual calidad de fondo y lo mismo por la parle del N. Esta isla y la medianía de Sierra Bullones corren enfiladas al S. 17° E.; su proximidad á la falda de aquella sierra é igualdad con el color del ter. hacen difícil su distinción aunque se pase cerca sin embargo de su altura. La punta Leona es saliente de regular altura y escarpada; entre esta punta y la isla, en caso forzoso, se puede fondear por 20 h a s t a 8 brazas de fondo. Al N. 45″ O. , dist. 1/3 de milla del frontón NO. déla isla del Perejil hay una piedra descubierta en 1 8 1 9 . Una y 3 / 4 de milla al S. 82* E. de la punía Leona, que es la mas sept. de la costa de África, se encuéntrala punta y Jorre Blanca , alta , escarpada, oscura, tirando á roja con las ruinas de una torre, é islotes á sus pies entre estas 2 puntas está la ensenada de Benzús, en donde se puede anclar por 20 brazas arena, como 21 cables de tierra, con toda especie de embarcación para abrigarse de los vientos del O. por elS. hasta el E . , quedando solo espuesíos á los del NO. al NE., en cuyo paraje demoran los islotes de punía de Torre Blanca al N. 65″ E.; un picacho notable de forma piramidal, que está algo tierra adentro de la ensenada, nombrado el Espartel, al S. 3″ E. y punta Leona enfilando con Tarifa al N. 65″ O. Al S. 50° E. de la punta de Torre Blanca una milla, estala punta Bermeja, alta y roja la costa entre estas dos puntas toda está sembrada de piedras, unas descubier tas y otras no , en cuyos canales hay paso para botes y lanchas , y á mas dist. de la costa se encuentra mucho fondo, pero todo de piedra, Al S. 60″ E. de la punta de Torre Blanca una milla de dist. ya en la ensenada de Ceuta está la punta Benitez é islotes del Campo, que son 2 rasos, dejando canal de medio cable entre estos y aquella con 2 brazas de fondo de piedra. Al N. á 2 cumplidos de bote se encuentra una braza de fondo á 1/3 de cable 6 , y á cable y medio 9 , todo piedra.

Al E. 1/4 SE. déla punta de Torre Blanca, dist. 3 3 / 4 millas se encuéntrala punta y fuerte de Sta. Catalina, que es lomas sept. de la Almina de Ceuta, en cuyo artículo dejamos descritas las demás circunstancias é incidencias de este punto (V.).

(Continua en el original)